Blog

Saber Portear

Publicado en:Apr 23, 2013. 0 comentarios

 


Este portabebés, por llamarlo de alguna manera, es totalmente antiergonómico. Para empezar la espalda del bebé está justo al revés de como debería, que es en forma de C como veis en la imagen. 

Por otra parte las piernas están totalmente estiradas, el niño cuelga literalmente de sus genitales. Las piernas deben de estar en posición ranita, para respetar la fisiología de la cadera.

El niño está demasiado bajo, cuánto más abajo más esfuerzo tiene que hacer el porteador. El sitio ideal es "a la altura de tus besos" me dijeron esta frase en Twitter y ya no se me olvida, si tienes que agacharte para alcanzar a tu bebé es que no está lo suficientemente alto.

Aquí tenéis una foto de cualquier canguro comercial. Como veis la espalda totalmente recta y las piernas colgando es exactamente igual que en la que acabamos de ver... Suerte que es tan incómoda que la mayoría de los padres la utilizan por poco tiempo...



Un portabebés ergonómico no es suficiente para portear bien... hay que saber utilizarlo

Por eso creo que no se deberían vender a la ligera, qué mínimo que unas instrucciones... Y si alguien en vivo y en directo te puede enseñar pues mejor que mejor, hay que darle información a las madres sobre cómo se utilizan.

 

Aquí tenemos varios ejemplos de lo que se puede hacer por no saber utilizar los portabebés:


No es recomendable colocar al bebé con ningún portabebés mirando al frente por varias razones. Una de ellas es porque al estar mirando al frente la estimulación es enorme, demasiada, e innecesaria en un bebé. Si está mirando hacia ti o a la cadera puede elegir si mirar el panorama o descansar. De este modo no hay escapatoria. 



Un portabebés es eso, un portabebés, no un sistema de retención para el coche, una  silla para ir en bicicleta y demás usos...

Via Creciendo con Emma

Deja un comentario