Blog

Después de la maternidad, hay vida

Publicado en:Oct 31, 2013. 0 comentarios

La semana pasada conocí a mujeres muy valiosas que podrían tener la edad de mi madre, unas incluso más grandes u otras un poco más jóvenes pero más grandes que yo. El común denominador de estas mujeres me llamo mucho la atención: luchadoras, dando todo por su familia y ahora se sienten bastante perdidas sin sus hijos.

El verlas y platicar con ellas me hizo reflexionar en la importancia de un proyecto de vida independiente al matrimonio y a los hijos. Seis mujeres entregadas a sus familias, podían contarme muchas anécdotas de crianza y las diferencias con nuestra propia realidad, seis mujeres que han y siguen trabajando duro y ahora solo se conforman con alguna actividad que les guste un poco o atienden al marido.

El ser madre es un privilegio pero no por eso dejamos de ser mujeres y aunque somos una generación que ya no está educada para quedarse solo en su casa y que además la economía mundial, ya no lo permite; debemos buscar un proyecto de vida propio muy independiente de nuestros hijos y nuestra pareja.

Tenemos la dicha de ser madres pero dentro de la definición de ser madres está el hecho intrínseco de que los hijos se irán a vivir su propia vida y nosotras mismas tenemos que seguir creciendo en todos nuestros roles.

La pareja puede estar hoy aquí y mañana quien sabe, debemos cuidar nuestra relación de pareja pero antes que cualquier cosa, debemos cuidar nuestra relación con nosotras mismas. Al final de la vida es lo único que tenemos.

Vivamos al máximo cada momento de la maternidad, cansémonos, lloremos, riamos, pero siempre con los pies y un pedazo de nuestro corazón en nuestro propio proyecto. El proyecto de “X” y menciona tu nombre y hazlo tuyo.

Debe ser un proyecto propio que puede o no estar ligado a tu profesión, un hobby o algo que nos haga crecer, nos mantenga vivas, con ganas de aprender y seguir en la búsqueda cuando nuestros hijos estén viviendo su propia vida, lejos de nosotras.

La vida es muy corta y solo tenemos hoy para comenzar a soñar con nuestro propio proyecto de vida, independientemente de la gran misión que es la maternidad. ¿Cómo se sienten al respecto? ¿Cómo se ven en unos años cuando sus hijos estén lejos?

Tomado de Mama Moderna.

Deja un comentario